El turismo en plena agonía

María Angélica Tepper, Ex Presidenta Multigremial de La Araucanía Candidata Constituyente Distrito 23

El sector turismo en nuestro país enfrenta hoy su verano más sombrío luego de dos años en profunda caída. El impacto del estallido social en 2019 y de la pandemia durante el 2020 y lo que va de este año ha sido devastador, sin duda para muchos un golpe de nocaut.

El turismo no cerró bien el 2019, para noviembre de ese año se esperaban dos eventos masivos como lo eran la realización de la COP25 y el encuentro de líderes Apec, pero el estallido social cambió los planes y obligó la suspensión de ambos encuentros, generando pérdidas millonarias. En un año normal llegan a Chile 5,3 millones de extranjeros. Debido al estallido sumado a la crisis económica argentina, en 2019 ingresaron 4,5 millones de personas. En la última temporada estival (entre diciembre y marzo) visitaron el país 1,2 millones de personas y para este verano (actualmente), se estima que sólo nos visitaran 100.000 turistas extranjeros, una caída del 90%.

Como consecuencia, el sector pasó de emplear a 600.000 personas a fines de 2019 a 155.000 actualmente y los pronósticos siguen siendo negativos para lo que resta del año. La recuperación será lenta, muchos no han soportado la espera, el optimismo cada día se agota más y emprendedores han quebrado en la espera de un verdadero rescate al sector por parte del gobierno.

Sin duda serán años difíciles de olvidar y de superar para todos, pero especialmente para miles de emprendedores del rubro turismo y gastronomía, quienes con esfuerzo han implementado estrictos protocolos sanitarios, adaptado a formas de delivery y comercio electrónico pero que no son suficientes para llegar a fin de mes y, sumado a las estrictas cuarentenas y la poca flexibilidad regulatoria de la autoridad, hoy ven lejano una posible recuperación. El Estado decide que el sector no puede operar, aun cuando no hay mayor evidencia de que el turismo implique un mayor nivel de contagio.

El Gobierno ha anunciado un plan de rescate al sector sin precedentes que consistirá en subsidios directos, capital de trabajo e inversión, pero sin duda esto debe venir acompañado de un cambio de criterio y flexibilidad para que el sector pueda funcionar, de nada sirve subsidios si los obligan a estar cerrados.

En nuestra nueva Constitución es importante llegar a acuerdos, mostrar estabilidad y seguridad jurídica y poner énfasis en la promoción y protección de las MiPymes, pues si queremos recuperar la economía, atraer inversión y turistas, debemos devolver esa imagen que Chile es un país que hace las cosas bien, con mirada a largo plazo y pensando en el futuro más que en el pasado.

Be the first to comment

Deja un comentario